Fin del mundo.

    El fin de la etapa en que la ideología Intelectualista impera y goza del total control social y el comienzo de la ideología equilibrante marca el fin del mundo de ideas Intelectualistas y el comienzo de una nueva dimensión ideológica. El fin del mundo es el fin de la era de los Intelectualistas, o extremistas intelectualistas. Cabe destacar que el comienzo de los equilibrantes no solo cambia la forma de pensar del individuo, sino que al pasar mucho tiempo incluso cambia la genética del individuo hasta llegar al alma misma, cambia hasta el orden molecular interno. Hasta ahora no se han descubierto seres que sean biológicamente equilibrantes desde sus células, pero debe ser fascinante y quizás existirán en alguna parte del universo.

     El tema del fin del mundo adquirió una especial importancia en la opinión publica porque los profetas de distintas religiones hablan de ese suceso, entre ellos el mas destacado es el libro del Apocalipsis. Pero estudiemos las circunstancias relativas a la elaboración del Apocalipsis. Independientemente si Jesús Cristo fue o no una persona física, en aquella época los Cristianos eran básicamente anti sistemas, que denunciaban la barbarie inhumana del extremismo religioso, a Cristo lo mataron por denunciar el extremismo del templo. Ellos que denunciaron al sistema intelectual extremista eran tratados como si fueran terroristas, o incluso mas porque había un profundo odio religioso hacia ellos. En ese entonces los Cristianos denunciaban el extremismo al que había llegado la religión y el sistema intelectual de la época y por ello fueron perseguidos como animales para exterminarlos. Sin duda una buena parte de ellos tenían profundas divergencias con respeto a la manipulación intelectual, sobre toda aquella que destruía la compasión de las personas. En fin, eran anti intelectualistas y en contra de ser esclavos de una ideología extremista.

     Es absurdo pensar que estas personas cazadas como animales por protestar contra el abuso intelectual extremista venga a escribir que aquellos que no pertenezcan a un templo determinado y sea esclavo de esa fe será castigado con horribles torturas y dolor sin fin, como si ellos fueran también extremistas y como si estuviesen de acuerdo con el dominio total de la ideología de religión sobre el ser humano, cuando ellos fueron precisamente un acto de rebeldía contra eso. Es como decir que un anti intelectualista, perseguido, casado, bajo el mas fuerte desprecio y fanatismo religioso escriba que en el futuro todo aquel que no sea un ciervo de los intelectualistas será castigado...

     Quizás el fin del mundo al que se referían es a que el ser humano lograra superar la etapa oscura del Intelectualismo y que llegara el momento en que lleguen los equilibrantes, equilibrio que en ellos esta representado por Cristo, por ende al llegar los equilibrantes llega la propiedad de Cristo y los que se enfrentarían al juicio final serian precisamente los intelectualistas y no los que no son fanáticos al servicio del intelecto extremista. Quizás lo que se quiso decir es que los últimos intelectuales en ser Intelectualistas serán los primeros en ser equilibrantes y quizás Cristo fue un equilibrante y no un adoctrinador manipulador que lucho por el equilibrio humano y no por el poder del templo...

     El hecho es que el fin de la era de los Intelectualistas comienza con la era de los equilibrantes y el juicio final es el juicio de los equilibrantes. Tampoco creo eso de que Cristo, o sea equilibrio, regresaría al mundo para castigar a todos los que no sigan una ideología, sino al contrario, a hacer justicia con aquellos que usaron la ideología para desequilibrar a la humanidad. Analice lo distinto que se ven estas cosas en los ojos de un equilibrante. Los equilibrantes somos el fin del mundo intelectualista y el comienzo del mundo equilibrante, tengan allí los Intelectualistas el Apocalipsis como se lo merecen, de la mano no de un castigo súper extremista, pero de la mano de la humanidad equilibrante. Me gusta pensar que Cristo era defensor de el equilibrio humano, no del extremismo anti humano.

     Es mucho lo que pueden hacer los equilibrantes estudiando los libros religiosos, hay todo un mundo de interpretaciones y cosas que descubrir allí, cuando se ven desde los ojos de un triple equilibrante en todas las religiones, sobre todo en el Judaísmo, el Cristianismo y el Islam.